Autovía de Punilla: la Justicia investiga el desalojo y los vecinos preparan un plan de lucha - Diario Ciudadano

PUNILLA

12/05/2022

Autovía de Punilla: la Justicia investiga el desalojo y los vecinos preparan un plan de lucha

Por Redacción Punilla




Paula Kelm, fiscal de Cosquín, confirmó que está investigando de oficio lo ocurrido el martes a la madrugada en un acampe de vecinos frente al obrador de la empresa encargada de la construcción de la Autovía de Punilla.
Los vecinos denuncian que fueron desalojados con violencia por la Policía. Desde esta fuerza aseguran que solo realizaron una intervención mediadora para garantizar que la continuidad de los trabajos y que no hubo acciones violento, sino que los acampantes decidieron retirarse voluntariamente.
“Se inició una investigación de oficio a partir de las publicaciones periodísticas. Estamos procurando la comparecencia de los damnificados que, según su representante legal, estarían evaluando acercarse a la unidad judicial el día de mañana (jueves) para prestar declaración sobre lo sucedido”, indicó Kelm.
La magistrada destacó que escuchar a los damnificados es el primer paso para saber qué pasó y qué pruebas son fundamentales recolectar y preservar. “De todas formas, se han ordenado otras medidas investigativas para tratar de dilucidar las circunstancias de lo acontecido”, agregó.

El campamento tenía por objetivo reclamar por la paralización de las obras hasta tanto la Justicia de respuestas al amparo presentado en septiembre pasado por el potencial daño al ambiente que provocaría la nueva traza.


LO OCURRIDO DURANTE EL “DESALOJO”


Los acampantes denuncian que a las 3.40 del martes la Policía realizaron una “emboscada al acampe que llevaba varios días en la localidad de Molinari”. Y agregan en el comunicado: “Sin orden de desalojo, sin identificarse y en medio de la noche, obligaron a levantarse, arrastraron, empujaron y violentaron a les compañeres que estaban haciendo guardia”.
Consultado por La Voz del Interior, el comisario José Mansilla, subdirector general de las departamentales norte, aseguró que no hubo desalojo ni se utilizó violencia. “Se los invitó a salir del lugar y ellos accedieron. Algunos se enojaron con sus propios compañeros porque no les hacían el aguante. Se retiraron y dejaron algunas pertenencias”, indicó.
Los vecinos niegan que se hayan retirado voluntariamente. “No nos permitieron acceder a nuestras pertenencias personales, documentos y celulares, incluso a algunos no nos dejaron calzarnos”, explicaron.
Tras el hecho, durante todo el martes la zona quedó rodeada de policías y los acampantes se refugiaron en una casa vecina. Luego se dirigieron a la comisaría para recuperar sus pertenencias.
“Estaba vallada y con efectivos pertrechados en el ingreso, la presión social hizo que la policía tuviera que devolver todas las cosas confiscadas ilegalmente del acampe vecinal. Con este hecho, que fue documentado en acta, quedó además demostrada la responsabilidad policial en el violento desalojo ilegal”, señala el comunicado.
Y agrega que una de las compañeras que estaba en el acampe al momento del desalojo fue llevada al hospital donde se constataron lesiones varias, fruto de la violencia física ejercida por los efectivos policiales.

CÓMO SIGUE LA PROTESTA

En asamblea, los vecinos definieron un plan de lucha para los próximos días:
Miércoles. A las 18, vigilia frente a la fiscalía de Cosquín “en repudio a la violación de derechos humanos” ocurridos durante el desalojo.
Jueves. A las 9, se convoca a acompañar la declaración ante la fiscal de los vecinos damnificados por el accionar policial.
Sábado. A las 17, manifestación en la plaza San Martín de Cosquín.











Videos